• Ediciones Digitales

  • Edición 68
  • Edición 67
  • Edición 66
  • ASC 2019
  • Edición 65
  • Edición 64
  • Edición 63
  • Edición 62
  • ¿Desea recibir en su correo nuestra edición digital interactiva?

Vincent Montalescot CEO de Montblanc

“La relojería es muy especial porque se venden productos que acompañarán al cliente toda su vida”

Los productos Montblanc siempre conectan con algo. Puede ser con su pasado a través de los archivos de Minerva, con su tradición a través de la montaña que les da nombre, o con la aventura, siempre presente en su ADN. Durante el pasado SIHH hablamos con el responsable de marketing de Montblanc para profundizar en todas esas conexiones.

Por Juanma Galván

 Los relojes de Montblanc siempre suelen tener detrás una historia. ¿Por qué?

La receta es básica. El buen relojero se centra en el reloj para ofrecer el mejor producto a sus clientes, y la historia es una de las partes de ese buen producto. Nosotros tenemos dos grandes activos: Montblanc y Minerva. Usamos ambos legados para inspirarnos, siempre adaptándonos a la realidad de hoy en día. Es lo que estamos haciendo este año con la naturaleza. Todos nuestros productos vienen de algún sitio.

Mucha gente está hablando sobre las ferias. Algunos dicen que ya no son necesarias. ¿Merece la pena el esfuerzo económico que se hace para acudir a ellas?

Necesitamos conectar, hablar, tocar los productos y vivir la experiencia de la marca. Necesitamos vivir todo eso juntos. Tenemos dos opciones: hacerlo cada uno por su lado realizando una gira mundial de mini exhibiciones o ir a un lugar y generar una gran experiencia. Son dos estrategias distintas, y nosotros creemos firmemente que la correcta es la segunda. Además, estar en Ginebra, en plena zona relojera, va en consonancia con el mensaje que queremos transmitir.

El gran reto en la comunicación en los últimos años han sido las redes sociales. ¿Crees que hay algún otro gran reto en comunicación?

Las redes sociales ya no son un reto, es una forma más de comunicar. Creo que uno de los retos principales es seguir educando a la gente sobre alta relojería y artesanía. Yo vengo de otro mundo, llevo en la alta relojería un año, y una de las cosas que más me ha sorprendido es la combinación entre la digitalización y la artesanía aún presente en esta industria, lo que aporta una vertiente muy humana. Esta combinación, más que un reto, es una oportunidad. Esta industria es muy especial, porque se venden productos que no se van a desechar nunca, que van a acompañar al cliente toda su vida, y quizá también durante la vida de sus hijos.

¿Crees que la opinión del cliente es más importante ahora que hace unos años? ¿Cómo le escuchan?

No es más importante, pero les escuchamos con más atención. Lo hacemos conectando con ellos, hablando y escuchando mucho. Les escuchamos mediante plataformas sociales, llamadas telefónicas, en los eventos, en focus groups… Todo esto es muy importante porque debemos conocer quiénes son, cómo viven, cómo compran… Y, evidentemente, debemos tenerlo en cuenta.

¿Crees que la experiencia de comprar un reloj ha cambiado? ¿Está cambiando?

Está la venta online, que es una experiencia distinta. Pero si nos referimos a las grandes complicaciones, no se compran online. Creo que las plataformas online dan mucha información, pero cuando uno toma la decisión de comprarse un reloj quiere ver y tocar el producto. La combinación de las distintas plataformas es una oportunidad.

También puede interesarte:

NEGOCIOS

Apple Watch vs. Industria Relojera Suiza

EDICIÓN LIMITADA

Ovación al Lange 1 “25th Anniversary”

ENTREVISTA

Zaim Kamal, el creativo de Montblanc

Tags:

ads